Las leyes de Murphy españolas I

Todos conocemos la leyes de Murphy ¿verdad? pues a continuación os pongo las leyes de Murphy españolas.

Las leyes de Murphy españolas

Como hacer que suene el teléfono.

  • Entra en la ducha.
  • Enjabonate bien la cabeza.
  • Cuenta hasta tres.

Entonces sonará el teléfono. En ese momento se abrirán dos caminos.

  1. Si contestas, se habrán equivocado.
  2. Si no contestas, a la semana te enterarás que era una llamada muy importante.

Fórmula para hacer que llueva

  1. Hay que decir: “Que día tan bonito, ojala siga así…”
  2. Después ir a lavar el coche.
  3. Regar el Jardín.
  4. Lavar toda la ropa y tenderla para que se seque.
  5. Organizar una barbacoa a lo grande.
  6. Salir a pasear en manga corta y pantalon de verano.

Fórmula para echar limón al pescado.

  1. Pon el pescado sobre su ojo derecho.
  2. Exprima el limón hacía cualquier dirección, nunca falla.

Fórmula para hacer aparecer el autobús.

  1. Llegue a la parada.
  2. Espere 20 minutos.
  3. Enciéndase un cigarrillo, y en la mitad de la primera calada, aparecerá.

Nota: Se han registrado casos en los cuales se han aparecido tres autobuses juntos.

Fórmula para aparcar cerca de casa:

  1. De tres vueltas a la manzana de su casa buscando aparcamiento.
  2. Luego siga dando vueltas durante 30 minutos más pero ahora en las 10 manzanas más próximas.
  3. Al final conseguirá aparcar a unos 30 minutos a pie de su casa.
  4. Cuando llegue a su portal verá 2 sitios enormes y vacíos delante de la puerta de su casa.

Seguro que vosotros sabéis unas cuantas más, pues venga soltarlas en los comentarios 😉

17 pensamientos en “Las leyes de Murphy españolas I

  1. A la del teléfono también se le pude añadir “acostarte en la cama, preferiblemente, con una persona del sexo opuesto”. Eso parece ser matemático también, jajaja.

    Siempre me encantaron este tipo de frases. 😀

  2. Las probabilidades de lluvia aumentan proporcionalmente con el énfasis que has puesto a la hora de limpiar los cristales del coche (o de casa).
    El resto es todo una falacia ^_^

  3. La probabilidad de tener sexo es inversamente proporcional a las ganas que tengas de hacerlo. Cuando más ganas tengas, ellas:

    1) Tendrá el periodo
    2) Estará enfadada contigo por algún motivo que desconoces
    3) Los niños estarán despiertos
    4) Habrá una visita en casa

    Corolario: Esta ley sólo se cumple enteramente en parejas heterosexuales. En parejas homosexuales la probabilidad del caso 1 es del 50%

  4. Pingback: Las leyes de Murphy en la vida diaria « Helektron.com

  5. jaja muy bueno. La verdad es que yo me se unas cuantas, de las cuales he sufrido… :S

    “La probabilidad de que te manches comiendo, es directamente proporcional a la necesidad que tengas de estar limpio.”

    “Cuando te equivocas al marcar, nunca están comunicando.”

    “La velocidad del viento es proporcional al tiempo gastado en peinarse.”

Deja un comentario